09-08-2013 / 17:30 h EFE

El alcalde de Vigo, Abel Caballero, ha definido de "agresión intolerable" el desalojo policial de los trabajadores de Povisa que ocuparon el edificio administrativo de la Xunta para solicitar la "implicación" del Gobierno autonómico en el conflicto sobre su convenio colectivo.

Caballero ha cargado contra la delegada territorial de la Xunta en Vigo, María José Bravo Bosch, y ha solicitado su cese por actuar "como en las épocas de Franco".

Además, ha señalado que el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha sido quien "avaló" la actuación de la delegada.

El regidor ha incidido sobre "la gravedad" del conflicto que puede dejar a 80.000 vigueses "con atención sanitaria mermada" por la huelga indefinida prevista a partir del día 19 de agosto.

Ha recalcado Caballero la situación "lamentable" del Partido Popular en la ciudad, donde "todos luchan por ser candidatos y lo grave es la huelga", dijo.

 
Noticias relacionadas

PUBLICIDAD
<< >> Agosto 2017
L M X J V S D
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30        
Búsqueda por días
Introduce la fecha
Lo último...
PUBLICIDAD