04-04-2013 / 18:31 h EFE

El juicio por el asesinato de un matrimonio de defensores de la Amazonía comenzó hoy su segundo día en la ciudad brasileña de Marabá, en el norteño estado de Pará, con el intercambio de alegatos entre abogados del Ministerio Público regional (fiscalía) y la defensa.

La fiscalía comenzó a desarrollar sus argumentos ante un jurado popular formado por siete personas, centrándose en las amenazas que recibía la pareja desde hacía varios años y que el miércoles relataron varios testigos, así como en pruebas que inculparían a los acusados.

Los tres acusados del delito de homicidio con agravantes son José Rodrigues Moreira, señalado como el instigador de los asesinatos, y Alberto Lopes Nascimento y Lindonjonson Silva Rocha, presuntos ejecutores del crimen.

Las víctimas fueron el matrimonio formado por José Claudio Ribeiro da Silva y su esposa María do Espírito Santo da Silva, quienes fueron asesinados a tiros el 24 de mayo de 2011 en Nova Ipixuna, localidad cercana a Marabá, aparentemente por una disputa de tierras.

El matrimonio Da Silva vivía desde hacia más de veinte años en la reserva amazónica Praialta-Piranheira dedicados a la extracción de la castaña y donde hay maderas de alto valor comercial, como la caoba.

En la tarde de hoy la defensa continuará su argumentación basándose, según sus abogados, en la tesis de que la pareja asesinada tenía muchos enemigos y que por tanto los acusados pueden no ser los asesinos.

Después, el jurado se tomará un tiempo para deliberar y se espera que esta misma noche el juez dicte sentencia.

Compañeros en la lucha campesina y miembros de organizaciones de derechos humanos asisten en el tribunal de Marabá al desarrollo del juicio y exigen castigo para los responsables.

El abogado Antonio Escrivão, de la organización Terra de Direitos, expresó a Efe su satisfacción por la movilización que se ha conseguido con este caso y dijo que es "importante" que la Justicia brasileña "reconozca la lucha por los derechos humanos", en una zona con habituales conflictos por la tierra.

"Que el pueblo se movilice, que esté atento para combatir la impunidad", recalcó.

El director ejecutivo de Amnistía Internacional Brasil, Átila Roque, denunció las "faltas y atrasos" del Instituto de Colonización y Reforma Agraria (Incra) en el proceso de regularización del asentamiento donde vivían las víctimas, situaciones que, según su opinión, "alimentaron el conflicto" que costó la vida" al matrimonio.

En el exterior del tribunal volvieron a concentrarse hoy decenas de personas para apoyar a la familia de los asesinados y mostrar su apoyo a la causa campesina.

Uno de los militantes del Movimiento sin Tierra (MST) de Pará, Charles Trocante, mostró a Efe su alegría por lo que escuchó a los testigos y los argumentos de la acusación, que según él fueron "más cualificados" que los de la defensa.

 
Noticias relacionadas

PUBLICIDAD
<< >> Septiembre 2017
L M X J V S D
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 30
Búsqueda por días
Introduce la fecha
Lo último...
PUBLICIDAD