10-11-2012 / 13:20 h EFE

Los Mossos d'Esquadra han detenido a un conductor de 36 años, vecino de Mataró (Barcelona), que huyó de un control policial y circuló más de 50 kilómetros de forma temeraria tras causar daños en cuatro coches policiales, lesiones leves a cinco agentes y romper la barrera de peaje de Martorell.

El conductor, Jordi F.R., acumula unos cuarenta antecedentes policiales y dio positivo en el test de drogas tras su detención, según ha informado hoy la policía catalana.

Los hechos ocurrieron la noche del pasado 6 de noviembre, cuando un vehículo de paisano de los Mossos d'Esquadra localizó al detenido con un coche robado en la calle Solvelles de Barcelona.

La madrugada anterior, los agentes ya intentaron detenerle por este mismo motivo, pero consiguió escabullirse después de una huida por la Ronda Litoral a gran velocidad.

Como en la primera ocasión, los agentes aprovecharon que estaba detenido en un semáforo para darle el alto, aunque el conductor se saltó la señal de rojo, embistió el coche policial y se dio una vez más a la fuga a gran velocidad.

En la huida, Jordi F.R. cogió la Ronda Litoral y entró a la AP2 en dirección Tarragona, hasta llegar al peaje de Martorell, donde rompió la barrera de peaje.

En la AP7, tres efectivos policiales más salieron a su paso para detenerlo y le rodearon por delante y por los laterales, aunque el conductor siguió avanzando embistiendo los vehículos policiales.

Finalmente fue detenido en el punto kilométrico 204, donde chocó contra tres vehículos de los Mossos que cortaban la carretera.

La huida concluyó con el coche robado que conducía en siniestro total y cuatro vehículos policiales dañados.

El detenido pasó ayer a disposición del juzgado de guardia de Vilanova i la Geltrú, que decretó su ingreso en prisión.

 
Noticias relacionadas

PUBLICIDAD
<< >> Septiembre 2017
L M X J V S D
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 30
Búsqueda por días
Introduce la fecha
Lo último...
PUBLICIDAD