10-11-2012 / 3:50: h EFE

La Corte de Arbitraje de Madrid y el Centro de Arbitraje de México firmaron hoy un convenio de colaboración como parte de los esfuerzos de esa institución de la capital española para extender sus funciones internacionalmente.

"Madrid tiene una situación ideal para ser puente entre los países europeos y los iberoamericanos", declaró a Efe el presidente de la Corte de Arbitraje de Madrid, Miguel Ángel Fernández Ballesteros, poco después de firmar el convenio.

La corte de Madrid es la más importante de España. Resuelve un promedio anual de 150 conflictos comerciales entre empresas, con un valor involucrado de entre 1.500 y 2.000 millones de euros.

Hace cuatro años, agregó Fernández Ballesteros, la corte decidió internacionalizarse y convertirse en corte regional, como las que existen en Singapur, Estocolmo, o El Cairo, que actúan en sus respectivas áreas geográficas.

"La Corte de Madrid es suficientemente conocida como para ser una alternativa real como corte de arbitraje en las relaciones comerciales entre países europeos e iberoamericanos", insistió.

El convenio firmado hoy con el Centro de Arbitraje de México sigue a otros acuerdos suscritos anteriormente en Perú y Brasil, y antecede a los que próximamente se firmarán con dos países europeos.

Establece criterios de intercambio de información jurídica sobre el funcionamiento del arbitraje entre los dos países, los respectivos reglamentos, el intercambio de árbitros y la propagación estas funciones para que sean más conocidas.

Fernández Ballesteros ensalzó este tipo de herramientas para resolver las disputas comerciales y evitar prolongados procesos judiciales, incluyendo a aquellas compañías que tienen operaciones internacionales.

"Cualquier empresario que hoy en día salga de su país a comprar, vender o invertir en un país extranjero, si no lleva un convenio arbitral en el bolsillo es como si no llevara pasaporte", añadió.

Resaltó que desde hace poco la Corte de Madrid está registrada para llevar arbitrajes de inversión (los que surgen entre empresas y Estados), bajo las reglas de la Comisión de las Naciones Unidas para el Derecho Mercantil Internacional (UNCITRAL).

"El arbitraje de inversión es ya una de las cosas que la corte de Madrid está empezando a hacer, pero que aún no tiene muy desarrollado", agregó Fernández Ballesteros.

Respecto a la situación mexicana, señaló que este país tiene un marco jurídico "excelente", con "muy buenos árbitros", especialmente en el ámbito internacional, pero ese instrumento aún no tiene el desarrollo de otros países, como Brasil, Alemania o España.

Sobre España, destacó que es "uno de los países más seguros y avanzados" en ese tema, con una legislación muy parecida a la de Italia, Alemania, Singapur o Japón, siguiendo los principios de UNCITRAL.

Además del convenio firmado hoy, Fernández Ballesteros participó ayer y hoy en el II Encuentro de Capítulos Internacionales del Club Español de Arbitraje, en el que participaron unos 50 ponentes de 22 países.

Este Club, creado en 2005, celebró su primer encuentro de capítulos internacionales en Perú, hace dos años, y el siguiente, en 2014, se desarrollará en Argentina. Su misión es la de patrocinar el arbitraje en España y en el resto del mundo.

 
Noticias relacionadas

PUBLICIDAD
<< >> Noviembre 2017
L M X J V S D
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 30    
Búsqueda por días
Introduce la fecha
Lo último...
PUBLICIDAD