24-07-2012 / 13:30 h EFE

La Junta de Personal y el Comité de Empresa de la Administración General del Gobierno de Cantabria ha pedido hoy a todos los empleados públicos que perciben las retribuciones vitalicias por haber ocupado un cargo público durante dos años continuados que renuncien a cobrarlas como medida de solidaridad con el resto de los funcionarios.

Y también han reclamado al Gobierno regional que revise este complemento y todos los existentes que retribuyen de forma vitalicia la ocupación de cargo público político, porque consideran que esa sería una "medida importante para reducir el déficit público".

Asimismo, han pedido la supresión de todos los puestos de subdirectores, y han hecho hincapié en que la administración está "llena de altos cargos, elegidos con criterios políticos" entre jefes de gabinete, asesores, personal de confianza y eventuales "totalmente innecesarios" y que también contribuyen a incrementar el déficit público.

Inmaculada Peña, como portavoz de los sindicatos CCOO, UGT, CSIF, TU, USO y SIEP, con representación en el comité de empresa y la Junta de Personal, también ha anunciado, en conferencia de prensa, movilizaciones en la Administración general de la comunidad autónoma, entre las que destaca la convocatoria de una manifestación, para el próximo jueves, que partirá a las 19.00 horas de la Plaza del Ayuntamiento para dirigirse a la sede del Gobierno.

Peña ha recordado que los empleados públicos, "bajo el paraguas de la independencia", tienen encomendado velar por el bienestar, la seguridad y el cumplimiento de los derechos y deberes de todos los ciudadano como "trabajadores al servicio público".

Y ha enfatizado que, desde la entrada en la Unión Europea, los empleados públicos acumulan una pérdida de poder adquisitivo del 46,45%, que en los últimos 30 años, con las bajadas salariales y los recortes aplicados se ha incrementado al 57,55%.

Para Peña, los gobernantes "si quieren realmente reducir el gasto público" podrían llevar a cabo actuaciones como reducir gastos de representación y minorar el número de coches oficiales, asesores, jefes de gabinete, directores, subdirectores, gerentes y personal eventual de confianza.

Así como suprimir puestos de subdirectores, racionalizar recursos materiales y humanos, dejar trabajar a los funcionarios y eliminar las contrataciones innecesarias a empresas afines, menos cargos políticos y eliminación de las retribuciones vitalicias por ocupación de cargos públicos.

La Junta de Personal y el Comité de Empresa han acordado abordar una serie de medidas que, según Peña, "se irán incrementando paulatinamente", entre las que destaca el apoyo a la iniciativa de los empleados públicos de concentrarse ante los centros de trabajo todos los viernes de 11.00 a 11.30 horas, como medida de protesta.

Además de convocar la manifestación del 26 de julio, también ha propuesto a todos los empleados públicos la presentación de una petición ante la Consejería de Presidencia y Justicia u organismo que proceda, para que se reintegren las cantidades no percibidas en la nómina de junio y julio como consecuencia del prorrateo de la paga extraordinaria de Navidad.

Y han propuesto a os los empleados públicos la presentación de una petición para que se ajuste la deducción del IRPF a las retribuciones que realmente vamos a percibir tras el "nuevo recorte".

Peña ha destacado que también van a pedir ser recibidos por el presidente de Cantabria, Ignacio Diego, para exponerle la situación de la Función Pública; y ha subrayado que "no se descartan paros intermitentes indefinidos y huelga general".

 
Noticias relacionadas

PUBLICIDAD
<< >> Julio 2017
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31            
Búsqueda por días
Introduce la fecha
Lo último...
PUBLICIDAD